A contracorriente – los triples son de horteras

popovich

Hay una leyenda urbana que dice que José María Margall afirmó que los triples son para los horteras.

Gregg Popovich ha hecho unas declaraciones polémicas hace dos días acerca de la importancia desmesurada del triple en el juego moderno.

Efectivamente, yo creo que el tiro de tres está alcanzando una importancia desproporcionada, negativa en el juego. Con el paso del tiempo la aritmética ha llevado a la mayoría de los entrenadores a rendirse a la evidencia: si alcanzas un 40% de tiro de tres en 10 intentos anotas 12 puntos, si alcanzas un 60% en tiros de dos anotas 12 puntos. ¿Perogrullada? No, la aritmética ha ido empujando el centro de la acción en el campo desde la zona hacia el perímetro, en un caso claro de incentivos. Las posiciones de 2 y 3 han ganado relevancia sobre la del 5 clásico: por qué complicarse la vida buscando jugadas interiores, jugadores altos más difíciles de formar, cuando se puede perfectamente diseñar un juego basado en bloqueos y tiros lejanos.

¿Lejanos? Bueno, eso si queremos llamarle lejano a un tiro desde 6,75m, la realidad es que para la mayoría de los jugadores de perímetro tirar de esa distancia ya no es un esfuerzo extra. El FC Barcelona Lassa intenta de media 37 tiros de dos y 24 tiros de tres por partido. Todos sus jugadores exteriores intentan más tiros de tres que de dos, algunos casi ni tiran de dos.

Así que voy contra corriente. Yo creo que la línea de tres debería alejarse para volver a hacer de esa arma un recurso, no un sistema. Y en consecuencia ensanchar el campo de juego. La bola tiene que volver a la zona, allí donde es difícil moverse, donde hay que luchar, pegarse, aprender a mover los pies y fintar.

Yo también creo que, a pesar de la indudable calidad de su juego, Curry es liviano en comparación con otros grandes jugadores. El baloncesto no puede convertirse en un concurso de puntería, por muy espectacular que resulte.

Advertisements

One thought on “A contracorriente – los triples son de horteras

  1. Pingback: ¿El fin de la falta táctica? Y algún otro comentario sobre Big Data – Curiosity killed the cat

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s